Santoral 3 de noviembre

Entre los santos recordamos hoy a San Martín de Porres, religioso dominico, nacido y bautizado en Lima, hijo de madre soltera y padre desconocido. La madre lo educó cristianamente. De religioso ocupó los puestos más humildes, cuidando a los animales, de portero del convento y enfermero tratando a los enfermos como si fueran Jesucristo. Tuvo especial devoción al Santísimo Sacramento y a Jesús crucificado. La ciudad de Lima le tributó un interminable homenaje de respeto con motivo de su muerte y se lo sigue dando con una gran devoción. Fue canonizado por Juan XXIII.

San Pedro Almató es también sacerdote y mártir dominico. Fue decapitado en Vietnam junto con san Jerónimo Hermosilla y Valentín de Berriochoa y con ellos canonizado el 19 de junio de 1988.

En este día 3 de noviembre de 1632 murió mártir, quemado vivo, Bartolomé Gutiérrez, agustino de origen mexicano. Su fiesta la celebra la Orden de San Agustín el día 28 de septiembre con el resto de los Mártires japoneses. Recordamos otros santos de este día para todos aquellos que se honran con sus nombres: Acépsima, Aietala, Aquerico, Berardo, Cuarto, Domnino, Domnolo, Englat, Ermengol, Juanicio, Libertino, Odrada, Pápulo, Pirmino, Silvia, Uberto y Vulgano.

Conmemoramos entre los beatos a Ruperto Mayer, presbítero jesuita, prisionero en los campos de tiempos difíciles y heroico confesor de la fe. Juan Pablo II lo beatificó en el estadio olímpico de Munich.

Otro beato destacado es hoy Pío Campinelli, religioso pasionista. Murió a los 21 años de edad y fue beatificado en el Año Internacional de la Juventud el año 1985 por Juan Pablo II. Se distinguió por su amor a la Eucaristía.

Dedicamos un recuerdo especial al siervo de Dios Manuel Lozano Garrido, periodista y apóstol incansable de la pluma, comprometido en la Acción Católica. Inválido y ciego siguió escribiendo sus experiencias con Dios.

Álvaro Maestro Jesús