Paz con vosotros

Estaban reunidos tus amigos,
asustados y llenos de miedo,
hasta que sintieron tu presencia

y te oyeron decir: PAZ CON VOSOTROS.
Inmediatamente recuperaron la calma.
Al momento recordaron que estaban
reunidos en tu nombre.
Sintieron tu fuerza y tu apoyo

y perdieron el miedo.

Se les habían escapado los sueños,
habían olvidado tus signos.
Y, al reunirse en tu nombre, se revitalizaron,
como nos pasa siempre al vivir la fe
en grupo.

Y así estamos hoy aquí, como aquellos
discípulos tuyos,

con miedos a la vida, a los cambios,
a tantas cosas…
pero en cuanto nos ponemos
en tu presencia
te oímos decirnos: PAZ CON VOSOTROS.
Te necesitamos, Señor, porque Tú
nos serenas por dentro,
nos llenas de tu Espíritu,
nos envías a liberar a la gente de tus culpas,
a disfrutar de tu perdón misericordioso
y a vivir libres.

Gracias, Jesús, una vez más vienes
a traernos tu paz,
vienes a traernos tarea y a llenar nuestra
vida de sentido.

Quieres que llenemos el mundo
de tu PAZ.

Mari Patxi Ayerra