Liturgia – Sábado después de Ceniza

SÁBADO DESPUÉS DE CENIZA, feria

Misa de sábado (morado)

Misal: Antífonas y oraciones propias. Prefacio Cuaresma.

Leccionario: Vol. II

  • Is 58, 9b-14. Cuando ofrezcas al hambriento de lo tuyo, brillará tu luz en las tinieblas.
  • Sal 85. Enséñame, Señor, tu camino, para que siga tu verdad.
  • Lc 5, 27-32. No he venido a llamar a los justos, sino a los pecadores a que se conviertan.

Antífona de entrada          Cf. Sal 68, 17
Respóndenos, Señor, con la bondad de tu gracia; por tu gran compasión vuélvete hacia nosotros.

Monición de entrada y acto penitencial
Hoy, con toda la Iglesia, pedimos al Señor que nos responda con la bondad de su gracia, y que por su gran compasión se vuelva hacia nosotros. Y lo hacemos ahora, al comenzar la celebración de la Eucaristía, pidiéndole perdón por nuestros pecados.

  • Señor, ten misericordia de nosotros.
    — Porque hemos pecado contra Ti.
  • Muéstranos, Señor, tu misericordia.
    — Y danos tu salvación.

Oración colecta
DIOS todopoderoso y eterno,
mira compasivo nuestra debilidad
y, para protegernos,
extiende sobre nosotros tu mano poderosa.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Con humildad y confianza, oremos a Dios, que es siempre misericordioso con los que le invocan.

1.- Para que la Palabra de Dios que resuena en la Iglesia estimule a todos los cristianos a ser plenamente fieles en el cumplimiento de los mandamientos del Señor. Roguemos al Señor.

2.- Para que el Espíritu haga resonar en el corazón de los jóvenes de nuestra diócesis la invitación de Jesús a seguirlo radicalmente. Roguemos al Señor.

3.- Para que los que ejercen algún poder o autoridad sobre los demás destierren lejos de sí toda forma de opresión, de amenaza o de injusticia. Roguemos al Señor.

4.- Para que los que disfrutan de los bienes de la tierra sepan compartir con los que padecen hambre o cualquier tipo de necesidad. Roguemos al Señor.

5.- Para que el Señor sea compasivo y misericordioso con nosotros, guarde nuestra vida y nos dé su fuerza para que no nos alejemos de sus caminos. Roguemos al Señor.

Dios todopoderoso y eterno, refugio en toda clase de peligro, a quien nos dirigimos en nuestra angustia; te pedimos con fe que mires compasivamente nuestra aflicción, líbranos de la pandemia que nos asola, concede descanso eterno a los que han muerto, consuela a los que lloran, sana a los enfermos, da paz a los moribundos, fuerza a los trabajadores sanitarios, sabiduría a nuestros gobernantes y valentía para llegar a todos con amor glorificando juntos tu santo nombre. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre las ofrendas
RECIBE, Señor,
este sacrificio de reconciliación y de alabanza;
y haz que, purificados por su eficacia,
podamos ofrecerte el afecto de nuestro corazón
como ofrenda agradable a tus ojos.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio de Cuaresma

Antífona de comunión          Cf. Mt 9, 13
Misericordia quiero y no sacrificios, dice el Señor; que no he venido a llamar a justos, sino a pecadores.

Oración después de la comunión
TE pedimos, Señor,
que, alimentados con el don de la vida celestial,
lo que para nosotros es un sacramento en la vida presente
se convierta en auxilio de eternidad.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre el pueblo
TU presencia benigna acompañe, Señor,
a tu pueblo que ha vivido los sagrados misterios,
para que no se vean amenazados por peligro alguno
quienes confían en tu protección.
Por Jesucristo, nuestro Señor.