Liturgia – Lunes III de Cuaresma

LUNES DE LA III SEMANA DE CUARESMA, feria

Misa de la feria (morado)

Misal: Antífonas y oraciones propias. Prefacio Cuaresma.

Leccionario: Vol. II

  • 2Re 5, 1-15a. Muchos leprosos había en Israel, sin embargo, ninguno de ellos fue curado sino Naamán, el Sirio.
  • Sal 41. Mi alma tiene sed del Dios vivo; ¿cuándo veré el rostro de Dios?
  • Lc 4, 24-30. Jesús, al igual que Elías y Eliseo, no fue enviado solo a los judíos.

Antífona de entrada          Sal 83, 3
Mi alma se consume y anhela los atrios del Señor, mi corazón y mi carne retozan por el Dios vivo.

Monición de entrada y acto penitencial
Hermanos, sabiendo que nuestra alma se consume y anhela los atrios del Señor, y que nuestro corazón y carne retozan por el Dios vivo, comencemos la celebración de estos sagrados misterios reconociendo humildemente todos nuestros pecados.

  • Señor, ten misericordia de nosotros.
    — Porque hemos pecado contra Ti.
  • Muéstranos, Señor, tu misericordia.
    — Y danos tu salvación.

Oración colecta
SEÑOR, purifica y protege a tu Iglesia
con misericordia continua
y, pues sin tu ayuda
no puede mantenerse incólume,
que tu protección la dirija
y la sostenga siempre.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Oremos, hermanos, a Dios nuestro Padre, con la confianza de que escuchará las peticiones que le dirigimos en nombre de toda la humanidad.

1.- Para que la Iglesia permanezca dócil a la escucha de la palabra de Dios. Roguemos al Señor.

2.- Para que Dios avive en el corazón de muchos el anhelo de una vida santa y evangélica. Roguemos al Señor.

3.- Para que los hombres sepan descubrir el poder de salvación de Dios en los signos sacramentales de la Iglesia. Roguemos al Señor.

4.- Para que todos los cristianos vivan con coherencia su bautismo. Roguemos al Señor.

5.- Para que en esta Cuaresma sepamos acoger con sincera voluntad de conversión la palabra de Dios que nos interpela. Roguemos al Señor.

Dios todopoderoso y eterno, refugio en toda clase de peligro, a quien nos dirigimos en nuestra angustia; te pedimos con fe que mires compasivamente nuestra aflicción, líbranos de la pandemia que nos asola, concede descanso eterno a los que han muerto, consuela a los que lloran, sana a los enfermos, da paz a los moribundos, fuerza a los trabajadores sanitarios, sabiduría a nuestros gobernantes y valentía para llegar a todos con amor glorificando juntos a tu santo nombre. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre las ofrendas
LLEVA a plenitud, Señor,
las ofrendas de tus siervos,
haciéndolas para nosotros sacramento de salvación.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio de Cuaresma

Antífona de comunión          Sal 116, 1-2
Alabad al Señor todas las naciones, firme es su misericordia con nosotros.

Oración después de la comunión
QUE la comunión en tu sacramento, Señor,
nos purifique de nuestras culpas
y nos conceda la unidad.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre el pueblo
SEÑOR, protege con tu mano poderosa
a este pueblo suplicante,
dígnate purificarlo y orientarlo
con el consuelo presente,
para que tienda sin cesar hacia los bines futuros.
Por Jesucristo, nuestro Señor.