Liturgia – Miércoles IV de Cuaresma

MIÉRCOLES DE LA IV SEMANA DE CUARESMA, feria

Misa de la feria (morado)

Misal: Antífonas y oraciones propias. Prefacio Cuaresma.

Leccionario: Vol. II

  • Is 49, 8-15. Te he constituido alianza del pueblo para restaurar el país.
  • Sal 144. El Señor es clemente y misericordioso.
  • Jn 5, 17-30. Lo mismo que el Padre resucita a los muertos y les da vida, así también el Hijo da vida a los que quiere.

Antífona de entrada          Sal 68, 14
Mi oración se dirige a ti, Señor, el día de tu favor; que me escuche tu gran bondad, que tu fidelidad me ayude.

Monición de entrada y acto penitencial
Hermanos, comencemos la celebración de la Eucaristía pidiendo humildemente perdón por nuestros pecados a Dios; y dirigiéndole nuestra oración, supliquemos que nos escuche su gran bondad, y que su fidelidad nos ayude.

  • Señor, ten misericordia de nosotros.
    — Porque hemos pecado contra Ti.
  • Muéstranos, Señor, tu misericordia.
    — Y danos tu salvación.

Oración colecta
OH, Dios,
que concedes a los justos el premio de sus méritos,
y a los pecadores, por la penitencia,
les perdonas sus pecados,
ten piedad de nosotros,
para que la humilde confesión de nuestras culpas
nos obtenga tu perdón.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Hermanos, oremos confiadamente a Dios Padre, que es clemente y misericordioso, para que venga en nuestro auxilio y nos dé su salvación.

1.- Para que todos los que formamos la Iglesia proclamemos la Palabra de Dios y atraigamos a todos a Jesucristo. Roguemos al Señor.

2.- Para que los hogares cristianos de nuestra diócesis se sientan testigos del Evangelio y fomenten la vocación cristiana, sacerdotal y religiosa de sus hijos. Roguemos al Señor.

3.- Para que el Señor conceda su paz a todos los pueblos, y surjan en todos los corazones los mismos sentimientos de Cristo que vino a salvarnos. Roguemos al Señor.

4.- Para que los difuntos escuchen la voz de Dios y resuciten el día del juicio para la vida eterna. Roguemos al Señor.

5.- Para que al partir el Pan y celebrar nuestra fe, se renueve en nuestras vidas el deseo y la decisión de cumplir la voluntad de Dios. Roguemos al Señor.

Dios todopoderoso y eterno, refugio en toda clase de peligro, a quien nos dirigimos en nuestra angustia; te pedimos con fe que mires compasivamente nuestra aflicción, líbranos de la pandemia que asola, concede descanso eterno a los que han muerto, consuela a los que lloran, sana a los enfermos, da paz a los moribundos, fuerza a los trabajadores sanitarios, sabiduría a nuestros gobernantes y valentía para llegar a todos con amor glorificando juntos tu santo nombre. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre las ofrendas
TE pedimos, Señor,
que la eficacia de este sacrificio
borre nuestra condición antigua con la misericordia
y nos haga crecer en la novedad de la salvación.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio de Cuaresma

Antífona de comunión          Jn 3, 17
Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él.

Oración después de la comunión
DESPUÉS de recibir los dones del cielo,
te pedimos, Señor,
que no sean motivo de juicio para nosotros,
pues los instituiste como medicina para tus fieles.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre el pueblo
QUE tus siervos, Señor,
se sientan protegidos por tu amor,
para que, haciendo el bien en este mundo,
logren llegar a ti, suma bondad.
Por Jesucristo, nuestro Señor.