Misa del domingo: misa con niños

DOMINGO DE RAMOS

28 de marzo 2021

1.- ACOGIDA

Hermanos y hermanas:

Después de prepararnos durante la Cuaresma, iniciamos hoy la Semana Santa: los días en que celebramos la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús. Durante estos días centrales de nuestra fe miremos a Cristo, su amor entregado, sepultado y resucitado, que a todos nos regala vida abundante. En este domingo de Ramos recordamos el momento en que Jesús entró en Jerusalén montado en un borrico, mientras todos le aclamaban con entusiasmo. También nosotros le aclamamos, porque creemos en él, porque él nos abre las puertas de una nueva vida.  (Portamos los ramos que expresan que proclamamos a Cristo como nuestro Rey, nuestro Salvador).

  -En el nombre… El Señor Jesús, que se entrega hasta la muerte para darnos vida, esté con todos vosotros.

2.- MONICIÓN A LA PROCESIÓN

Jesús, al comenzar esta semana, fue  aclamado por la gente sencilla en su entrada a Jerusalén como el Mesías anunciado y esperado, como el que viene en Nombre del Señor. Que cada uno de nosotros, al participar en la procesión de ramos, hagamos nuestra la opción de seguir a Jesús. Prometamos acompañarlo no sólo hoy sino toda la Semana Santa en actitud de oración, de celebración y de conversión.

(Vamos a iniciar la celebración: delante va la cruz, luego los que participáis en la Eucaristía y por último los sacerdotes).

 

3.- MONICIÓN A LAS LECTURAS

El libro de Jeremías nos recuerda que el Señor va a realizar una nueva alianza con su pueblo grabando sus palabras en los corazones. La carta a los Hebreos nos trae a la memoria que Jesús, sufriendo en la cruz, nos ha logrado la salvación. El evangelio anuncia explícitamente su muerte en la cruz enseñándonos el camino del cristiano, un camino de servicio, de entrega, de salvación a través de la cruz.

4.- MONICIÓN AL EVANGELIO DE LA PASIÓN

Dispongámonos ahora a escuchar en el centro de nuestra celebración el relato de la pasión del Señor. Meditemos el camino de Jesús hacia la muerte, por amor y fidelidad a Dios y a nosotros, y agradezcámosle su entrega. Porque su cruz es nuestra Vida.

5.- PETICIONES

Dios Padre, que nos da la Vida, escucha ahora nuestra oración; llenos de esperanza, le decimos:

  1. Por la pasión de tu Hijo, sálvanos.

1.-Por la Iglesia, para que nos ayude a vivir en profundidad estos días de encuentro con Cristo. Oremos.

2.-Por quienes sufren cada día la pasión, la soledad, la indiferencia; que sientan el consuelo y la cercanía de Dios. Oremos.

3.- Por los que se encuentran ante situaciones de dolor o muerte, para que meditando la Pasión del Señor encuentren sentido a su sufrimiento. Oremos.

4.-Por los que en este domingo de Ramos aclamamos a Jesús como rey, para que le acompañemos también en su muerte y Resurrección. Oremos.

5.-Por todos nosotros; para que vivamos esta Semana Santa orando, admirando la entrega de Jesús y agradeciendo el que nos salve. Oremos.

6.- Para que no dejemos de asistir a las celebraciones de Semana Santa, que son las más importantes del año. Oremos.

Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

 

6.- OFRENDAS

– UNA CRUZ DESNUDA: Hemos leído la Pasión de Cristo. Gracias, Jesús, por tanta generosidad, por tanto amor.

Y perdona nuestra traición, nuestra apatía, nuestro pecado.

– CLAVOS, MARTILLO, CORONA DE ESPINAS: Con estos clavos, martillo, corona de espinas, queremos simbolizar lo que en esta Semana Santa vamos a celebrar: la pasión, la muerte pero, sobre todo, la Resurrección de Cristo.

– PAN Y EL VINO. Con el pan y el vino damos gracias a Dios porque se quiso quedar con nosotros en Jueves Santo para ser nuestro alimento, nuestra fuerza y nuestra luz. Que, ese día, no olvidemos de rezar por los sacerdotes, por los pobres y para que nunca nos falte la Eucaristía.

8.- SUGERENCIAS:

-Habría que preparar la lectura de la pasión. Tenemos dos opciones,  la versión larga o la corta. También podemos seguir el esquema del leccionario cronista, sinagoga y Jesús (3 personas) o repartir lo que es el papel de la sinagoga en distintos personajes: Pilato, gente, soldados, sumos sacerdotes y centurión (para la versión breve).

-Sería bonito hacer una representación viviente de la Pasión de Jesús.

-Mientras se lee la pasión se podría visionar unas imágenes que van marcando los momentos más importantes del proceso.

-Conviene tener preparada la procesión de ramos para que sea un acto litúrgico, en silencio o cantando, acompañando a Jesús.

-Preparad la celebraciones del jueves santo (el lavatorio de los pies, el monumento con la celebración de alguna vigilia de oración), del viernes santo (lectura de la pasión, la participación en la procesión) y del sábado santo (viacrucis, las diferentes partes de la vigilia pascual)…