Liturgia – Miércoles II de Pascua

MIÉRCOLES II DE PASCUA, feria

Misal: Para la feria antífonas y oraciones propias. Prefacio Pascual.

Leccionario: Vol. II

  • Hch 5, 17-26. Mirad, los hombres que metisteis en la cárcel están el templo, enseñando al pueblo.
  • Sal 33.El afligido invocó al Señor, y él lo escuchó.
  • Jn 3, 16-21.Dios envió a su Hijo para que el mundo se salve por él.

Antífona de entrada           Cf. Sal 17, 50; 21, 23
Te daré gracias entre las naciones, Señor; contaré tu fama a mis hermanos. Aleluya.

Monición de entrada y acto penitencial
Dios envió a su único Hijo al mundo para salvarnos. Salvación. ¿Tenemos necesidad de salvación? Nos hemos vuelto tan autosuficientes y orgullosos de nuestras realizaciones y logros humanos, que con frecuencia pensamos que la salvación pertenece a otro mundo – no al nuestro. Pero cuando, en nuestros momentos de sensatez,  nos sentamos a reflexionar, tenemos que afrontar realidades más profundas: ¿De qué logros se trata? ¿Para qué sirven? ¿Nos han hecho más felices? ¿Hemos transformado el mundo en un lugar mejor para vivir? Y entonces nos damos cuenta de que no podemos hacerlo solos. Necesitamos salvarnos – de nosotros mismos, de nuestros logros, de nuestro así llamado progreso… Y por eso nos volvemos agradecidos a Jesús, que es no sólo un “hombre-para-los-demás”, sino además es Hijo de Dios, que está con nosotros, y que todavía puede sacarnos del desastre y confusión que hemos producido y en los que estamos metidos.

• Tú, resucitado de entre los muertos. Señor, ten piedad.
• Tú, primogénito de toda la creación. Cristo, ten piedad.
• Tú, nuestro Señor y Salvador. Señor, ten piedad.

Oración colecta
AL celebrar un año más los misterios
en los que la humanidad
recibió la esperanza de la resurrección
recuperando la dignidad original,
invocamos, Señor, tu compasión,
para que percibamos siempre en el amor
lo que hemos celebrado con fe.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Por Jesucristo, el Señor, hemos renacido del agua y del Espíritu. Oremos, como hijos, al Padre que nos ama y escucha.

1.- Por la Iglesia, para que se deje guiar siempre por la luz de Cristo. Roguemos al Señor.

2.- Por los adultos recién bautizados, para que, iluminados por Cristo sean sus testigos en los diversos ambientes en que viven. Roguemos al Señor

3.- Por todos los servidores del orden y de la seguridad ciudadana, para que busquen el bien de todos y la paz. Roguemos al Señor.

4.- Por nosotros, que celebramos con gozo la Pascua del Señor, para que seamos luz de Cristo en medio del mundo. Roguemos al Señor.

Escúchanos, Señor, y concédenos ser en todo momento portadores de la salvación que nos mereció Jesucristo, tu Hijo, Señor nuestro, que vive y reina por los siglos de los siglos.

Oración sobre las ofrendas
OH, Dios,
que nos haces partícipes de tu única y suprema divinidad
por el admirable intercambio de este sacrificio,
concédenos alcanzar en una vida santa
la realidad que hemos conocido en ti.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio pascual I

Antífona de comunión          Cf. Jn 15, 16. 19
Dice el Señor: «Yo os he escogido sacándoos del mundo y os he destinado para que vayáis y deis fruto y vuestro fruto permanezca». Aleluya.

Oración después de la comunión
ASISTE, Señor, a tu pueblo
y haz que pasemos del antiguo pecado
a la vida nueva
los que hemos sido alimentados
con los sacramentos del cielo.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre el pueblo
QUE tu pueblo, Señor,
pueda alegrarse siempre de celebrar los misterios
de su redención y de recibir continuamente
sus frutos.
Por Jesucristo nuestro Señor.

Anuncio publicitario