Liturgia – Miércoles IV de Pascua

MIÉRCOLES IV DE PASCUA, feria

Misa de la feria (blanco)

Misal: Antífonas y oraciones propias. Prefacio Pascual.

Leccionario: Vol. II

  • Hch 12, 24 – 13, 5a. Apartadme a Bernabé y a Saulo.
  • Sal 66.Oh, Dios, que te alaben los pueblos, que todos los pueblos te alaben.
  • Jn 12, 44-50.Yo he venido al mundo como luz.

Antífona de entrada           Cf. Sal 17, 50; 21, 23
Te daré gracias entre las naciones, Señor; contaré tu fama a mis hermanos. Aleluya.

Monición de entrada y acto penitencial
“Vine no a juzgar al mundo, sino a salvarlo”, nos dice Jesús hoy. Él vino para traernos vida, vida sin límite, vida eterna. Él viene como luz para nuestro mundo. Si creemos en él,  iluminados con su luz lograremos percibir dónde nos falta amor que mueva el mundo, dónde nuestro sentido de justicia es sólo pálido y sin ilusión. A su luz aprenderemos a ver cómo podemos servirnos unos a otros y llegar a ser ricos y maduros como seres humanos. Entonces, nosotros también nos convertiremos al menos en diminutas luces que lleven un poco de claridad y calor a nuestro mundo frío y oscuro.

• Tú, que has venido al mundo como luz. Señor, ten piedad.
• Tú, que riges el mundo con justicia. Cristo, ten piedad.
• Tú, que hablas lo que te ha ordenado el Padre. Señor, ten piedad.

Oración colecta
OH, Dios, vida de los fieles,
gloria de los humildes
y felicidad de los justos,
escucha con bondad nuestras súplicas,
para que se vean siempre colmados de tus dones
los que tienen sed de las promesas de tu generosidad.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Invoquemos a Dios Padre, que por la resurrección de su Hijo de entre los muertos nos ha abierto el camino de la vida eterna.

1.- Por los pastores de la Iglesia, para que sean iluminados y confortados en su servicio. Roguemos al Señor.

2.- Por los jóvenes, para que aumenten entre ellos los llamados a una entrega más radical al servicio de Cristo y de los hombres de hoy. Roguemos al Señor.

3.- Por los gobernantes, para que busquen siempre el bien de los pueblos y de los hombres, a pesar de las dificultades. Roguemos al Señor.

4.- Por todos nosotros, para que sigamos dócilmente a Jesucristo, luz del mundo. Roguemos al Señor.

Ten piedad, Señor, de todos los hombres, redimidos con la sangre de Cristo, y derrama sobre nosotros los dones de tu Espíritu. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre las ofrendas
OH, Dios,
que nos haces partícipes de tu única y suprema divinidad
por el admirable intercambio de este sacrificio,
concédenos alcanzar en una vida santa
la realidad que hemos conocido en ti.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Prefacio pascual I

Antífona de comunión          Cf. Jn 15, 16. 19
Dice el Señor: «Yo os he escogido sacándoos del mundo y os he destinado para que vayáis y deis fruto y vuestro fruto permanezca». Aleluya.

Oración después de la comunión
A
SISTE, Señor, a tu pueblo
y haz que pasemos del antiguo pecado
a la vida nueva
los que hemos sido alimentados
con los sacramentos del cielo
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Oración sobre el pueblo
TE pedimos, Señor,
que guardes a tu familia concédele en tu bondad
la abundancia de tu misericordia,
para que se multiplique con las enseñanzas
y los dones del cielo.
Por Jesucristo, nuestro Señor.