Liturgia – Martes XX de Tiempo Ordinario

MARTES DE LA XX SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO, feria

Misa de la feria (verde)

Misal: Cualquier formulario permitido. Prefacio común.

Leccionario: Vol. III-impar

  • Jue 6, 11-24a. Gedeón, salva a Israel. Yo te envío.
  • Sal 84. Dios anuncia la paz a su pueblo
  • Mt 19, 23-30. Más fácil le es a un camello entrar por el ojo de una aguja, que a un rico entrar en el reino de los cielos.

Antífona de entrada (Cf. Sal 67, 6-7. 36)
Dios vive en su santa morada. Dios, el que hace habitar juntos en su casa, él mismo dará fuerza y poder a su pueblo.

Monición de entrada y acto penitencial
Fieles a la recomendación del Salvador, que nos manda en el Evangelio devolver el bien por mal y orar por los que nos odian y maltratan y siguiendo su divina enseñanza, ofrecemos hoy la celebración de la Eucaristía por todos los que de cualquier manera nos son motivo de aflicción y, puestos en la presencia del Señor, comenzamos los sagrados misterios pidiendo perdón por nuestros pecados.

• Tú, que nos mandas amar a nuestros enemigos. Señor, ten piedad.
• Tú, que amas a todos sin distinción. Cristo, ten piedad.
• Tú, que estás siempre dispuesto a perdonar nuestros pecados. Señor, ten piedad.

Oración colecta
OH Dios,
que nos mandas, en tu precepto de la caridad,
amar de verdad a los que nos afligen,
concédenos seguir de tal modo los mandamientos de la nueva ley,
que devolvamos bien por mal
y sepamos llevar unos las cargas de los otros.
Por nuestro Señor Jesucristo.

Oración de los fieles
Oremos, hermanos, a Dios nuestro Padre, pidiéndole que nos ayude a estar dispuestos a seguir radicalmente a Jesús, renunciando a todo lo demás.

1.- Por la Iglesia, por el Papa, los obispos y los sacerdotes, por las comunidades de cristianos en todo el mundo. Roguemos al Señor.

2.- Por las vocaciones al ministerio sacerdotal y a la vida consagrada en nuestra diócesis. Roguemos al Señor.

3.- Por los que gobiernan los pueblos y por todos los que tienen responsabilidades en la vida pública. Roguemos al Señor.

4.- Por los ancianos, los enfermos y los que se encuentran solos, por aquellos que trabajan por el bien de sus hermanos. Roguemos al Señor.

5.- Por nosotros, pobres pecadores, e indignos siervos de Dios. Roguemos al Señor.

Dios y Padre nuestro, que quieres que sigamos generosamente a tu Hijo, escucha las oraciones que te hemos dirigido y haz que tengamos siempre un corazón generoso y desprendido. Por Jesucristo nuestro Señor.

Oración sobre las ofrendas
ACEPTA, Señor,
los dones que te ofrecemos en este tiempo de peligro;
y haz que, por tu poder,
se conviertan para nosotros en fuente de sanación y de paz.
Por Jesucristo, nuestro Señor.

Antífona de comunión          Sal 102, 2
Bendice, alma mía, al Señor y no olvides sus beneficios.

Oración después de la comunión
SEÑOR,
por estos misterios de nuestra reconciliación,
concédenos ser pacíficos con todos,
y a quienes nos afligen hazlos agradables a ti
y reconciliados con nosotros.
Por Jesucristo, nuestro Señor.